La fotografía es única

Esto es lo que dice Marcos Zimmermann entrevistado para Gallery Nights TV. Ninguna otra disciplina artística (qué arriesgado decir esto!) tiene la veracidad de la fotografía. Y ni hablar  del registro de lo espontáneo. Lo afirma Marcos, y estoy de acuerdo. El sábado leí la breve entrevista a Nan Goldín en Ñ. All, la niña mimada de la fotografía mundial (niña!) se pregunta qué ha sido de la fotografía, desde que la película y los procesos analógicos que ella tanto amaba casi casi que están desapareciendo! Su visión nostalgiosa es seguramente compartida por muchos colegas y amantes de la técnica.

“La fotografía es otra cosa”, decía Garry Winnogrand cuando la comparaba con la realidad.  Tal vez, deberíamos tomar esa afirmación como un inquietante presagio. Pero entonces, ¿qué es lo que estamos haciendo hoy?

[HTML1]

Esta discusión es vieja: arte y fotografía por un lado. Y la muerte de la fotografía, por el otro. Sucede que este debate se reactualiza constantemente debido a la evolución incontenible no ya de lo que hacen los autores y todos los fotógrafos anónimos del mundo, si no por la salvaje yuxtaposición de adelantos tecnológicos que hacen imposible que ningún iniciado pueda terminar de dominar un gadget que ya aparece otro, y otro, y otro!

Nan Goldín dice que no aprendió nada de la fotografía. Que todo se lo debe al cine, y que fotógrafo puede ser cualquiera. Marcos anuncia (sobre el final del videito) que publicará próximamente una novela. Hay un vínculo entre la decepcionada mirada de Goldín y el criterioso optimismo de Zimmermann. ¿Qué piensan ustedes?

Foto: Fabian Marelli / La Nación