SANGRAN SANCHO IV

El domingo fuimos a visitar el Salón Nacional, y de paso la muestra de Raymond Depardon en el Recoleta. Ambas exhibiciones con mucho público circulando (tal vez más en la de Depardon), y también mucha gente «fotografiando fotos».

¿Será una manera novedosa de hacerse de un catálogo?. O de conversar después, cuando vas a tomar un café, vas mostrando lo que te gustó. Me parece una maravilla poder hacer esto. Pero no es de esta manía del público (y mía) de lo que quiero escribir.

Ayer, vimos Vivir su vida de Jean-Luc Godard. La película es de 1962. ¿Cómo puede ser que en esa sencilla historia (una chica del interior que ante la falta de dinero, se va prostituyendo en la gran ciudad) y en 80 minutos un director nos pueda decir tantas cosas y mostrar tantas otras?

Pero no es de Godard tampoco que quiero hablarles. El domingo vi lo siguiente, les hago una lista:

. La muestra de Depardon, muy bien copiada y montada. Muy bien distribuida (salvo la sección de paisajes). Muy clásica en su temática absolutamente accesible a todo el público

. Afuera había unos álbumes con papeles en blanco donde uno podía escribir acerca de su foto favorita  (existente o no. Gran idea

. Cronopios está limpia, bien iluminada. Un buen lugar para exhibir (como siempre) pero ahora un poco más prolijo todo.

. En el Salón Nacional no me gustó tanto la mezcla. Este año, pusieron los premios de cerámica y de fotografía los premios y todas las seleccionadas. ¿Habrá sido porque no había ninguna foto mía? 😉

. El Palais de Glace es un edificio maravilloso que no sirve para exhibiciones. Además está sucio y mal mantenido. La iluminación es pobrísima.

. El montaje de varias de las fotos seleccionadas, incluso una premiada, era para descalificarlas. Cartones mal pegados, arqueados por la humedad. Qué poca conciencia de la importancia que tiene el SN. Gran responsabilidad de los artistas y de los jurados.

. Los premios estaban muy bien, en general (me refiero a las fotos), pero los seleccionados dejaban mucho que desear. Intentos fallidos de fotografía conceptual, copias desmesuradamente grandes, o desmesuradamente pequeñas. En fin, un desastre. Una jurado me dijo una vez que lo que pasa es que para saber la calidad de una selección hay que haber visto el total de lo presentado. Imagino entonces que el total de lo presentado habrá sido este año increiblemente malo!, teniendo en cuenta además, que se seleccionaron tan solo la mitad de lo aceptado el año anterior.

. El público sigue prefiriendo ver fotografía directa, normal, enmarcada y bien copiada.

. El SN no es una muestra de lo que le gusta al público, y está bien que así sea. Uno espera que esté un poco más allá de los gustos circunstanciales. Me pregunto si no es función del jurado también garantizar una muestra coherente por lo menos.

. En varias de las fotos premiadas y aceptadas, y ahora me refiero tanto a fotografía como a cerámica, vi demasiados agrupamientos, dameros, series, conjuntos, etc. La unicidad está en retirada.

Amigxs, si fueron a ver estas dos exposiciones, los invito a opinar en este blog.

¿Quién empieza?