TENER Y NO TENER

Lo que se de INSTAGRAM: el año pasado, por primera vez en años y a pesar de tener una cuenta casi sin uso, una frase de Francisco Mata Rosas me hizo pensar seriamente en esta red social. «INSTAGRAM es la agencia fotográfica más grande del mundo, y no contrata ni a un solo fotógrafo», dijo Francisco.

Hace poco conocí a un verdadero INSTRAGRAMER: Martín Hernández «Tincho», (arriba) que tiene casi 100.000 seguidores y cualquier foto que cuelga pasa siempre de los 2000 «me gusta». Tincho es un tipo joven y como él mismo dice, recién está empezando (menos mal…). Para ser un principiante tiene muy claros algunos aspectos de la red que hay que tener en cuenta si uno se quiere dedicar a hacer fotoperiodismo en línea. Acá algunas de las cosas que descubrí de Tincho

  1. Tiene un tema: La ciudad de Buenos Aires, más precisamente su arquitectura. Listo, algo resuelto. No va a tientas y a locas picoteando cualquier cosa.

  2. Todas sus fotos vienen con texto. Nada de fotos mudas, o con títulos pretendidamente literarios. No, Tincho te escribe epígrafes largos con mucha información acerca de lo que está mostrando, no te lo interpreta.

  3. Tincho pregunta, se comunica con su audiencia

  4. Tincho responde, cuando su audiencia le pregunta algo.

  5. Tincho sube entre dos y tres fotos promedio por día

  6. Tincho la tiene clara

Muerto de envidia, empecé a subir fotos a mi cuenta de INSTAGRAM. Acá arriba y abajo,  dos flacos ejemplos de mi actividad diaria, que llegaron a sobrepasar los 90 «me gusta», o merecer algún comentario por parte de mis seguidores.

Estoy buscando INSTAGRAMERS como Tincho, que la tengan clara y hagan fotoperiodismo en línea. Si conocen alguno, o si ustedes lo son, ¿me suben sus fotos acá?