Un lenguaje extraordinario

Estábamos recorriendo «Esquizofrenia tropical», la excelente muestra colectiva con tan inapropiado título que inauguró esta mañana en el Instituto Cervantes. Un colega lo dijo al pasar: «Aquí no se muestra el conflicto en América Latina; esto es un regreso a la foto pictorialista». Me quedé perplejo y cómo siempre me sucede cuándo no sé qué responder, asentí con la cabeza. 🙁

Encabezando este post, una de las fotos de Alejandro Kirchuk de su ensayo «Pequeño Reino». Arriba, una imagen de «Adolescere» de la también argentina Lucía Baragli, y aquí abajo Escultura do Inconsciente, de Tatewaki Nio. Les pido que recorrán las imágenes, y lean las historias de estos tres fotógrafos que integran la muestra de Transatlántica. ¿Y me cuentan qué opinan?

Cuando salí de la muestra, recordé el comentario al pasar de mi colega. Sobre el fondo de la Plaza de Cibeles, los turistas cruzaban en enormes grupos compactos la Calle de Alcalá siguiendo a una guía muy joven y un poco desorientada.